Conservan baile del Año Nuevo Lunar de etnia minórica vietnamita

El Tet nhay (fiesta del baile del Año Nuevo Lunar) de los Dao Tien en el distrito de Moc Chau, norteña provincia vietnamita de Son La, generalmente dura de dos a tres días para dar gracias a los dioses y rezar por la buena suerte.
En la fiesta. (Fotografía: dantocmiennui.vn)
En la fiesta. (Fotografía: dantocmiennui.vn)

Aunque la fiesta solo se celebra dentro del linaje familiar, tiene un significado común para todas personas que viven en la misma zona. Por lo general, cada año las familias dao tien se turnan para celebrar este evento a partir del 30 de diciembre lunar.

Ese día, toda la familia del linaje lleva la aportación de ofrendas (arroz, vino, pollo...) a la casa de su patriarca. Allí, junto a los vecinos, prepararan las dádivas. Sobre todo, se dan las manos para hacer el “árbol de la cosecha”, que es una planta de bambú o Indochina Dragonplum cuidadosamente seleccionada para que sea verde y exuberante.

El Tet nhay no solo refleja las creencias sobre una nueva cosecha abundante y una vida pacífica, sino que también contribuye a enriquecer la imagen cultural de las comunidades étnicas en el distrito de Moc Chau, provincia de Son La.

Los participantes moldean el banh day (pastel de arroz glutinoso blanco, plano y redondo) en pequeñas bolas que cuelgan del árbol como símbolo de una cosecha abundante y luego lo erigen frente al altar familiar.

Cuando completan todos los preparativos, el patriarca hace ofrendas a los dioses y antepasados del linaje y los invita a celebrar el Tet. En la mañana del primer día del Año Nuevo Lunar, un grupo de personas se levantan temprano para bailar y ahuyentar a los malos espíritus, las malas bestias y la mala suerte del año viejo.

Una característica especial del Tet nhay es que se realizan rituales de adoración mientras bailan y leen rimas acompañadas por el sonido de instrumentos musicales como campanas, platillos y tambores. Aunque las mujeres no participan en las ceremonias de apertura y clausura, en las demás actividades entrelazadas todos pueden participar. De esa manera, los dao tien se reúnen junto al “árbol de la cosecha” durante los días de la fiesta.

Conservan baile del Año Nuevo Lunar de etnia minórica vietnamita  ảnh 1

El pueblo Dao Tien cuelga pinturas frente el “árbol de la cosecha” (Fotografía: dantocmiennui.vn)

Al final de la celebración, el patriarca envía dos hombres sanos y de buena reputación, con familias acomodadas, a bailar para invocar la buena fortuna, el buen tiempo y las buenas cosechas. Finalmente, se realiza una ceremonia para bajar el “árbol de la cosecha” y distribuir las ofrendas a los hogares del linaje y la aldea.

El Tet nhay es una actividad que atrae y conecta más firmemente a los dao tien. No solo refleja las creencias sobre una nueva cosecha abundante y una vida pacífica, sino que también contribuye a enriquecer la imagen cultural de las comunidades étnicas en el distrito de Moc Chau, provincia de Son La.

VNA