Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas

Viajeros de 28 países del mundo ubicaron a la ciudad de Da Lat, cabecera de la provincia altiplánica vietnamita de Lam Dong, en el tercer lugar entre los destinos favoritos del mundo para contemplar flores, según una encuesta de la plataforma turística Booking.com.
Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 1

Cuando el doctor Alexandre Yersin la descubrió en 1893, Da Lat era simplemente una zona montañosa salvaje en las inmensas tierras altas de Langbiang, a unos mil 500 metros sobre el nivel del mar. El aventurero médico francés de origen suizo no podía imaginar que la tierra apenas habitada que halló, después de una larga expedición, algún día se convertiría en un encantador “pequeño París” en Indochina, un paraíso para el restablecimiento espiritual y físico. Los vestigios galos en Da Lat no solo se muestran en hermosas villas, sino también en la presencia de vegetales y flores traídos por los propios franceses que vinieron aquí, como una forma de paliar su nostalgia.

Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 2
Gracias a las adecuadas condiciones climáticas y del suelo, las hortalizas y las flores crecieron rápidamente, así como los árboles frutales autóctonos de este país asiático. La plantación de las flores se convirtió oficialmente en un comercio en Da Lat en 1938, cuando los inmigrantes de las aldeas tradicionales de flores de Hanói, Ngoc Ha y Nghi Tam, se establecieron en Ha Dong. El cultivo de flores no solo ha sido un sustento para los lugareños, sino que también ha creado una nueva apariencia para la ciudad de Da Lat, que alberga pueblos, campos, carreteras y villas con plantas que florecen durante todo el año.
Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 3

Una fascinante sinfonía de colores se mezcla en esta urbe con el encanto oculto de las flores locales y la elegancia propia de las latitudes templadas. Las flores embellecen a Da Lat con sus diversas especies y colores, incluyendo lavanda, tulipanes, hortensias de hoja grande, claveles, gladiolos, violetas, begonias, margaritas blancas, margaritas amarillas de calimero, mimosa, rosas, campanillas de Texas, jacarandas azules y cerezas silvestres del Himalaya. La localidad tiene un aspecto único durante épocas particulares del año, cuando el rojo radiante de las cerezas silvestres del Himalaya afloran en enero o cuando las campanillas de Texas muestran su encantador color púrpura en abril. En octubre, la ciudad luce muy romántica con flores de mimosa amarillas.

Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 4

Para la gente de Da Lat, las flores son el amor y la vida. No solo se divisan en vastos campos perfumados, en las calles y las ventanas entreabiertas, sino que también están presentes en la vida artística local, incluida la poesía, la literatura, la música, la pintura y la arquitectura. Da Lat deviene la única ciudad en la región del sudeste asiático que alberga un festival de flores semestral para honrar este cultivo. La urbe posee actualmente alrededor de nueve mil hectáreas de flores, que producen al año más de tres mil 100 millones de ramos, de los cuales solo el 10 por ciento se exporta.

Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 5

Cada año, Da Lat importa entre 50 y 90 millones de plantas, ramos, semillas, bulbos y tubérculos de nuevas variedades para su análisis y producción. Los dirigentes de la ciudad esperan que para 2030, al menos el 30 por ciento de las variedades de flores y vegetales, cumplan con los requisitos de derechos de autor para la exportación, y el 90 por ciento de los productores de variedades de vegetales y flores apliquen métodos de alta tecnología a sus cultivos. Los productores de flores en Da Lat han emprendido investigaciones para producir variedades de plantas y han tenido resultados alentadores, incluyendo Pan-Hulic, Dalat Hasfarm y Dalat Flower Forest Biotechnology Corporation.

Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 6

Del mes de noviembre a finales de diciembre de este año, se celebrará el noveno Festival de las Flores de Da Lat para honrar el valor de la floricultura en esta ciudad turística. El festival bienal también tiene como objetivo promover este sector, el turismo y el comercio, así como hacer un llamado a una mayor cooperación e inversión de las empresas nacionales y extranjeros en la localidad. El evento continuará promoviendo la marca de Da Lat como la Ciudad del Festival de las Flores de Vietnam, además de presentar la cultura y la gente de la localidad a los visitantes nacionales e internacionales.

Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 7

La ciudad vietnamita de Da Lat ocupa el tercer puesto entre los destinos favoritos del mundo para contemplar flores, de acuerdo con la plataforma turística Booking.com. Conocida como “la ciudad de miles flores”, Da Lat posee numerosos parques, granjas y festivales florales. Los visitantes son conquistados por el aroma de margaritas, lirios, orquídeas y otras flores que emanan colores y olores en sus jardines. Entre estos, acaso los más llamativos podrían ser el de lavanda, al lado del lago Tuyen Lam; el de girasoles en la granja de la empresa láctea Dalat Milk; el de hortensias Trai Mat y los de flor del cerezo existentes en varias calles.

Ciudad vietnamita de Da Lat enamora a turistas con sus flores coloridas ảnh 8

Los girasoles son conocidos como las flores del verano en Da Lat y, además, resultan unas de las plantas más populares para decorar los espacios interiores durante la temporada. La característica más importante y por la que estas flores reciben su nombre, es su capacidad para seguir la ruta del sol, ya que giran en busca de la luz solar. El girasol tiene la capacidad de moverse y orientar sus hojas, sus tallos y sus flores hacia el sol de manera natural, a esto se le conoce como heliotropismo. Los girasoles buscan en todo momento la luz solar, por lo cual pueden llegar a torcerse y moverse hasta recibir la luz que necesitan.

VNA
Back to top